Cultura

El México indígena visita el corazón de Washington

1

La 44 edición del Festival Folklife trae desde hoy el México más étnico y diverso al corazón de Washington con los rituales ancestrales, leyendas y costumbres de los pueblos indígenas.

Este año el bicentenario de la Independencia y el centenario de la Revolución de México fueron el motivo para que ese país fuera el protagonista del evento, que desde 1967 celebra en la capital de EU las tradiciones de los pueblos nativos de todo el mundo.

Más de cien músicos, tejedores, “jicareros”, agricultores, chamanes, entre otros, de pueblos como los de Teotitlán del Valle (Oaxaca) y Xochimilco, serán los invitados especiales, hasta el 5 de julio próximo, en la gran explanada que une al Capitolio con el memorial del presidente Abraham Lincoln.

Con ellos, los visitantes podrán entrar al “Pueblo”, la “Casa de la Música”, el “Salón de México”, “La Plaza” o el “Cuentacuentos”, casetas que representan bajo la sombra de los árboles el día a día de comunidades indígenas de todo México.

Una de las mayores atracciones se alza a pocos metros del obelisco en Washington, un “palo volatín” de más de trece metros que sirve para completar la danza de cuatros hombres y cuatro mujeres de la comunidad Tének, de la región Huasteca de San Luis de Potosí.

Su ritual cósmico, que se inicia con las oraciones y ofrendas a un altar improvisado en honor a Dhipaak, el dios del maíz, termina con los cuatro hombres volando atados a cuerdas desde la cima del palo mientras caen en espiral cantando a gritos a los cuatro puntos cardinales, las denominadas “cuatro puertas del universo”.

El embajador de México en este país, Arturo Sarukhan, presidió la inauguración del festival donde defendió la “vitalidad” cultural y artística de las comunidades mexicanas.

“Cuando la globalización actual continúa interconectando nuestros pueblos y desafiando nuestras identidades, esta conmemoración nos obliga a reflejar quiénes somos, considerando nuestro pasado y la manera en que construimos nuestro futuro”, declaró el embajador.

Según explicó a Efe Rafael Medina, uno de los organizadores de este encuentro y de la Comisión Nacional del Desarrollo de los Pueblos Indígenas, los nativos han venido a Washington a mostrar “ese patrimonio cultural que tienen como pueblo” y que “les da su identidad cultural”.

Dentro de las actividades del festival tampoco faltará el proceso de elaboración del tequila de Jalisco y del mezcal, bebida alcohólica de Oaxaca.

El evento se celebrará de jueves a domingo, y también expondrá las formas de vida, la comida y la bebida de otros pueblos, como los estadounidenses del Pacífico Asiático o el interior, en un esfuerzo de investigación del Instituto Smithsonian, organizadora principal del encuentro.

Artistas se unen contra ley Arizona

Previous article

ImportArte llevará la cultura tapatía al mundo

Next article

You may also like

1 Comment

  1. Thank you, I have recently been searching for information about this topic for ages and yours is the best I have discovered so far.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

More in Cultura