General

México Siglo XXI

0

HUMANISMO 21

Juventino Ferreira Rosas 

Una de las acepciones del concepto de Sociedad, la define como el conjunto de individuos que comparten una cultura.

Si por otro lado la UNESCO, define cultura como la totalidad de las circunstancias que rodean a una sociedad. Entonces tenemos que entre sociedad, cultura y entorno material, integran tres de los principales elementos  del estado moderno.

 El cuarto elemento del estado contemporáneo, son las instituciones, que son personas morales creadas por las sociedades, para establecer sus prioridades  y custodiar sus valores y principios rectores de su propio proyecto de progreso social integral. 

Entonces a manera de una primera síntesis tenemos que las sociedades, los ecosistemas con todos sus recursos naturales, la cultura y las instituciones, son los elementos del estado moderno.

Considerando que desde hace años hemos tenido información sobre cada uno de los aspectos del estado mexicano, gradualmente comprobada por la realidad, a veces superando  nuestra imaginación, entonces podemos compartir algunas reflexiones al respecto.

Primero, en lo relativo a la sociedad, tenemos avances en cuanto han aparecido o fueron creadas nuevas instituciones, como son las comisiones de derechos humanos y las ley contra la discriminación de personas, lo cual nos convierte, en el papel, en una sociedad sensible y humanista.

La realidad es que la violencia y la ejecución de comunicadores, entre otros problemas,  le pegan en la raíz a todo lo que sea derechos humanos y ya no se diga de la discriminación, que llegó desde hace quinientos años, con las clases sociales que establecieron los ibéricos y no hay poder humano que las erradique.

Y esos son dos botones de muestra, sin dejar de mencionar entre otros adicionales, las adicciones, los problemas de salud pública, el estado de la economía y la generación NINI (jóvenes que ni estudian, ni trabajan, verdadera bomba biológica alojada en el cuerpo social). 

No hay duda, como sociedad tenemos urgencia de cambiar para superar lo que nos impide crecer y avanzar hacia  un desarrollo humano integral. Las evidencias están a la vista de todos.

En segundo término, los ecosistemas, como componentes estratégicos del estado moderno, dado que son el soporte de toda expresión de vida y que en la medida que aumenta el deterioro del medio físico, exponencialmente reducimos la capacidad de soporte vital de los sistemas medio ambientales. Esta es una de las reales amenazas sobre la continuidad de la vida humana, y que con el cambio climático se magnifica.

A escala global es urgente la restauración de los ecosistemas, todos, sin excepciones.

En relación a la cultura, ésta cumple la doble  función de ser fruto de las actividades humanas y sociales en todos sus aspectos, para que luego convertirse en un modelo de vida para la sociedad, las familias y los individuos; estableciendo ciclos evolutivos de secuencia interminable.

Las formas de organización del trabajo, de la producción, de la economía, de la educación, del arte, de las fiestas populares y del gobierno, son parte de la cultura y son por lo tanto patrimonio de la sociedad, sujeto a los cambios que el conglomerado social estime pertinentes.

Ahora bien, las sociedades son tan lejanas en el tiempo  como el ser humano y junto con ellas obviamente las culturas, habiendo ocupado, para existir, algún ecosistema, empleando así los primeros tres elementos del estrado moderno y que se puede afirmar, son muy antiguos.

Son las Instituciones las que hacen la diferencia entre sociedades y sus respectivas etapas de progreso y evolución.

En el caso de México, nos llevó cien años, desde la independencia, hasta la revolución (1821-1917),  concebir y conciliar un proyecto de nación que nos uniera y convenciera mayoritariamente; la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, primera institución del estado mexicano y su acta de nacimiento como tal.

Cíclicamente, cien años después, estamos en circunstancias similares y por lo tanto urgidos de replantear un proyecto de nación que conserve sus principios y raíces, e incorpore lo que es indispensable para que las instituciones, como personas morales que trascienden a los simples mortales,  puedan dar cauce y certidumbre a la sociedad que deben custodiar y orientar.

Si las instituciones bajo responsabilidad operativa del gobierno, entendido en sus tres poderes y en sus tres órdenes, han dejado de cumplir con sus objetivos y razón de ser, es hora de renovarlas  y fortalecerlas con normas más exigentes en materia de responsabilidad generalizada.

Si los partidos políticos como instituciones de interés público, subsidiadas por el estado, no contribuyen a la construcción de una democracia plena, por ocuparse de asuntos privados antes que públicos; entonces es hora de actualizar su marco institucional, reforma sus leyes, de modo que se brinden condiciones para aporten toda una cascada de contribución democrática, como seguramente lo harán.

El gobierno es una parte de estado mexicano, es la organización que se debe responsabilizar de los aspectos operativos  a cargo del estado, no es el estado en sí.

¿Por qué?

Pues porque si ya definimos los cuatro elementos que integran el estado moderno; sociedad, ecosistema, cultura e instituciones, siendo el esquema de gobierno un elemento de la cultura, no puede abarcar ni a toda la cultura, ni mucho menos a los demás elementos.

Esa afirmación no es una teorización perfumada con café y acompañada de falacias  pretenciosas, es más simple, está y se cumple en la realidad; aquí solamente la observamos y la escribimos. Es realidad pura.

Bueno,  hasta aquí todo un rollo y en conclusión ¿Qué?

En un intento de concluir algo decente, digno de presentarles, podemos reflexionar que tenemos grandes temas de la vida nacional por revisar y mejorar y que en cada uno de los elementos integrantes del estado moderno, hay enormes saldos insolutos que obligadamente impulsan a renovar desde nuestros usos y costumbres como sociedad, hasta la restructuración de las instituciones y por consecuencia lógica también estaremos renovando al estado mexicano, al reformar todos sus componentes.

 Agradeciéndoles su preferencia informativa  en gobernantes,com  reciban un afectuoso saludo, 

ferreiraconsultor@gmail.com

redaccion

Se quejan damnificados por falta de servicios y por problemas de salud

Previous article

Con éxito la jornada deportiva en Orizaba

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

More in General