Internacional

Tres pepinos más en la lista

0

Berlín, Alemania. (Pagina12).-  Alemania detectó en otros tres pepinos, cuyo origen no fue especificado, indicios de la peligrosa variante de la bacteria E. coli enterohemorrágica, que ya provocó la muerte de 10 personas y más de mil afectados en ese país. A raíz del brote infeccioso, Austria comenzó a sacar de la venta pepinos, tomates y berenjenas de más de una treintena de tiendas que compraron a mayoristas de verduras alemanes. En ese sentido, desde hoy comenzarán a realizar controles para evitar contagios.

El ministro de Protección del Consumidor del estado federado de Mecklenburgo-Antepomerania (nordeste del país), Till Backhaus, explicó que el agente patógeno en sí no fue detectado y precisó que los resultados definitivos de los análisis estarán recién para mediados de la semana que viene. Los tres pepinos, presuntamente contaminados, fueron analizados durante una toma de muestras aleatoria, que se realizó en locales de alimentación y restaurantes de ese estado federado alemán, debido a la irrupción, la semana pasada, del brote infeccioso de la E. coli enterohemorrágica, señaló el ministro.

La explicación de Backhaus no incluyó información alguna sobre el país de origen de los tres pepinos supuestamente contaminados. El jueves pasado, las autoridades sanitarias germanas apuntaron que el origen del brote infeccioso radicaba en unos pepinos procedentes de España, basándose en los análisis realizados a cuatro hortalizas seleccionadas al azar en el mercado central de Hamburgo, en el noroeste de Alemania, un importante centro de distribución regional. Sin embargo, varios medios locales señalaron después que al menos uno de esos cuatro pepinos contaminados procedía de Holanda, lo que nunca fue confirmado a nivel oficial.

Desde la detección del brote infeccioso de esta agresiva variante de la bacteria, se han registrado diez víctimas mortales en Alemania, en su mayoría mujeres de avanzada edad, y se han diagnosticado más de mil casos, sobre todo en el norte del país. Ante el temor por el contagio de la epidemia, Austria inició una operación para retirar de la venta al público pepinos, tomates y berenjenas de 33 tiendas que adquirieron productos a dos mayoristas de verduras alemanes, quienes a su vez habían comprado productos españoles en los que se encontró la bacteria. Desde hoy, esos comercios serán inspeccionados por las autoridades.

Los productos comenzaron a salir de las góndolas, luego de que las autoridades sanitarias alemanas anunciaran que el brote tiene su origen en pepinos procedentes de España comercializados a través del mercado central de Hamburgo. Los mayoristas alemanes fueron los que avisaron a los comerciantes austríacos y comenzaron una acción de retirada de productos.

“Suponemos que las tiendas ya no ofrecen esos productos, pero no podemos descartarlo”, dijo la directora general de Salud Pública, Pamela Rendi-Wagner. Además, el Ministerio de Sanidad austríaco instó a los consumidores a destruir, y de ninguna manera comer los pepinos, tomates y berenjenas procedentes de España que adquirieron en las tiendas, especializadas en productos orgánicos. La lista de locales fue publicada por la Agencia Austríaca para la Salud y la Seguridad Alimentaria (AGES).

Hasta ahora, según se informó, en Austria se registraron tres casos de personas afectadas, y en los tres se trata de ciudadanos alemanes, que han sido internados en hospitales austríacos, si bien uno de ellos se ha recuperado y ha sido dado de alta.

redaccion

Trasladan a inmigrantes en huelga de Chiapas a Veracruz

Previous article

“Tiene lo mejor de Fuente y Ocaña”

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.