Internacional

Se rebelan contra Jay-Z

0

ESTADOS UNIDOS. (REDACCIÓN).- Lejos quedan los tiempos en los que Jay-Z malvivía en las calles de Brooklyn ganándose la vida vendiendo crack. Ahora es un empresario multimillonario y una estrella del hip-hop, que encabeza las listas de los más poderosos de la revista Forbes. Sus ingresos de 460 millones de dólares (356,5 millones de euros) le sitúan en ese 1% de poderosos contra los que hace un año el movimiento Occupy Wall Street se lanzó a la calle. El cantante criticó a los activistas en una entrevista a The New York Times alegando que “no entendía cuál era su lucha” y que nunca los había apoyado.

Sus declaraciones no han sentado nada bien a los activistas que han anunciado que tienen planeado acudir al concierto que el cantante ofrecerá en Nueva York el próximo 28 de septiembre para explicarle cuáles son los principios que defienden. “Llevamos un año en las calles organizándonos justo para erradicar todo aquello contra lo que Jay-Z rapeaba en sus inicios. Son los derechos civiles que él debería apoyar y estaríamos encantados de poder mostrarle el trabajo que hemos estado haciendo todo este tiempo en barrios como en el que él se crió”, explicaba el comunicado de Occupy Wall Street.

Las palabras del marido de Beyoncé, justo el mismo mes en el que se cumple el primer aniversario del movimiento, han sorprendido ya que, coincidiendo con las primeras acampadas de los activistas en Zuccotti Park, Rocawear, la marca de ropa del rapero, sacó a la venta por 22 dólares (17 euros) unas camisetas con el lema ‘Occupy All Streets’. “Es nuestra forma de recordar a la gente que el cambio debe realizarse en todos los lugares, no solo en Wall Street”, explicó entonces la firma. Aunque siempre se creyó que el dinero obtenido se destinaría a ayudar al movimiento, en su entrevista Jay-Z dejó bien claro lo contrario. “Creo que deberían ser más claros cuando dicen que hay un 1% que está robando al país y engañando al pueblo. Eso no está bien, pero además se oponen a los empresarios, esta es una empresa libre, de eso es de lo que está hecha y así se ha construido América”, explicó.

El hecho es que Jay-Z nunca se sumó a los indignados de Nueva York como sí hicieron otros de sus colegas, también multimillonarios, como Russel Simmons o Kanye West, o su propia esposa Beyoncé. Durante el otoño de 2011 fueron muchos los famosos que se acercaron al Zuccotti Park para mostrar su apoyo al movimiento, entre ellos Yoko Ono, Susan Sarandon, Alec Baldwin, Ryan Gosling, Mark Ruffalo o Anne Hathaway.

“Yo soy incapaz de ir a un parque a hacer un picnic”, insistió el rapero en la entrevista. Jay-Z prefiere comer en mesa y mantel. El empresario y su mujer ofrecerán el próximo 18 de septiembre en el local que aquél posee en Nueva York, el 40/40, una cena para 100 comensales, a 40.000 dólares (31.000 euros) el cubierto, para recaudar fondos para el presidente Barack Obama.

Sus críticas a Occupy Wall Street han sido censuradas por su colega, el rapero Russel Simmons, un habitual de las asambleas del movimiento. “Tú eres rico y yo soy rico”, le respondió Simmons. “Pero si tenemos que ocupar Wall Street o todas las calles [en alusión al lema de sus camisetas] para cambiar la dirección de la nación, debemos hacerlo”.

Jay-Z está a tiempo de cambiar de opinión. Lo ha hecho en otras ocasiones, quizá no tan comprometidas, pasando de promocionar a la marca de cerveza Budweiser a ser la imagen de Heineken o dejando de ir a los partidos de baloncesto de los New York Knicks para acudir a los de los Nets, tras hacerse con parte de sus acciones. Teniendo en cuenta que las ganancias que le proporcionó por ingresos en publicidad el festival Made in America, que organizó hace una semana en Filadelfia -en el que participó el presidente Obama a través de un vídeo- superan el PIB de todos los vecinos de Zuccotti Park, quizás mantenga su opinión.

FUENTE: EL PAÍS

redaccion

Estamos de luto: Cristina Díaz

Previous article

Viva México a la Google

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.