ColumnistasJAIME RÍOS OTERO

Urgen funcionarios competentes y probos

0

Prospectiva
Por JAIME RÍOS OTERO

Nuevamente el Auditor General que fuera fundador del Órgano de Fiscalización Superior del Estado de Veracruz, doctor René Mariani Ochoa, aborda dos de los temas que mayor daño le causan al estado y al país: por un lado, la evasión fiscal y, por el otro, los actos de corrupción e ineficiencia que cometen servidores públicos.

Pocos veracruzanos poseen un conocimiento tan amplio y profundo de ambas materias que el tlapacoyense egresado del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), puesto que la materia fiscal ha sido una especialidad suya, lo mismo que las finanzas, la administración y más recientemente, la fiscalización superior.

En efecto, México, al igual que muchos países padece la evasión fiscal, o sea la elusión en el pago de impuestos, que afecta enormemente la economía nacional. Las autoridades del ramo consideran indispensable cuantificar y calificar la misma, pero se encuentran con datos limitados, por lo que se contraen a hacer estimaciones aproximadas, consistentes sólo en determinar una recaudación potencial y compararla con la recaudación observada, a partir de datos nacionales o específicos de la actividad productiva.

El Sistema de Ahorro para el Retiro (SAT) señala, entre las prácticas ejercidas por los evasores, “en cuanto a ingresos, a la omisión vía depósitos bancarios, por anticipos de clientes no declarados y adquisiciones no registradas; asimismo a fin de disminuir sus utilidades, manipulan sus declaraciones amortizando pérdidas fiscales en exceso o inexistentes”.

También: “deducen indebidamente gastos mayores a los erogados o estiman costos en forma indebida, realizan simulación de operaciones con prestadores de servicios, deducen gastos sin requisitos fiscales y bajo la figura de subcontratación de obra, utilizan el esquema de outsourcing para evadir además el cumplimiento de las obligaciones patronales”.

Así que, para que exista un combate eficaz a la elusión y evasión, el doctor Mariani Ochoa propone que sea creado un centro de inteligencia fiscal para analizar estas conductas irregulares; se requiere, plantea en la nota recogida por Ángeles González Ceballos, una reingeniería del Sistema de Administración Tributaria y la aprobación de una reforma hacendaria, más que fiscal.

Pero a la par con las indebidas conductas de los contribuyentes, existen los actos de corrupción e ineficiencia de servidores públicos que, por causar graves afectaciones a la vida pública, apenas son sancionados con ridículas inhabilitaciones, en lugar de ser castigados de manera ejemplar.

Sobre este tema, el ex Auditor General Titular del Orfis sabe de lo que habla, puesto que volcó su experiencia de los últimos 12 o 15 años, precisamente a la detección, prevención y sanción de conductas de este tipo cometidas por personajes públicos en la entidad, tal como consta en su brillante ejecutoria como creador de la Ley de Fiscalización Superior, fundador del Orfis y uno de los arquitectos de la fiscalización realizada por órganos autónomos en el país, en unión de tres o cuatro personajes más de su mismo nivel.

Precisamente como producto de ese trabajo realizado por René Mariani al frente del Orfis, en su tiempo fueron presentadas denuncias por malversación o desvío de fondos públicos por mil 668 millones 998 mil pesos, contra funcionarios municipales y estatales, cifra que jamás ha sido comparada, puesto que no se ha vuelto a proceder con el nivel de calidad y moral pública de entonces.

Se requiere precisamente servidores públicos de este tipo, que sumen a su experiencia y calidad profesional, convicción y ética a toda prueba. Esos son los que podrán sacar adelante al país.

Temas misceláneos

*** Es justo que a una empresa de tanta tradición como Autotransportes Azteca se le dé la oportunidad de resolver sus problemas con los acreedores, situación en la que han tenido que apelar a la solidaridad de los otros concesionarios para seguir dando el servicio, debido al embargo de sus camiones.

La Azteca es una compañía seria que jamás ha dado mayores quejas y que ha servido muy bien a la región, en las décadas más recientes bajo el mando del conocido luchador social Fernando Jácome Roldán.

*** La presentación pública de manera unificada de los 5 miembros del Partido Acción Nacional que aspiran a la alcaldía de Xalapa es muestra clara de que, luego del susto, los dirigentes panistas se reagrupan e intentan recuperar fuerzas para retornar a los triunfos electorales. Ahí estuvieron Antonio Luna, Eugenio Orestes Pérez, Ulises Chama, Alberto Meza y Abel Cuevas Melo, dando un mensaje de unidad a los xalapeños.

columnaprospectiva@gmail.com

redaccion

La unidad del PRI su mayor fortaleza: Manzur

Previous article

“Dreamcatchers” exposición fotográfica de Valeria Roffiel en la Gava

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

More in Columnistas