Deportes

Ve Pacquiao quiere la revancha

0

LAS VEGAS, NEVADA. (Redacción).-  Verlo boca abajo sobre la lona, inconsciente aún a pesar de todo el gran alboroto que se armó a su alrededor, fue totalmente espantoso.

 Mitt Romney lo vio todo desde un lugar cerca del ring, justo a unos cuantos pies de retirado. También lo presenció la esposa de Pacquiao, quien rompió en llanto y trató de subir al ring para ayudar a su querido esposo. Juan Manuel Márquez ni siquiera se molestó en mirar la escena. Estaba muy ocupado celebrando el nocaut de su vida.

 Fue la expresión más brutal del boxeo, una pelea mano a mano que se efectuó el sábado por la noche y que desde el primer campanazo estaba destinada a decidirse por los puños en lugar de por los jueces.

 Ambos peleadores visitaron la lona y se encontraban lesionados cuando Márquez lanzó un derechazo en el sexto round que se sintió en toda la arena del MGM Grand.

 Quedará entre las grandes peleas de esta época. Sin embargo, apenas y había concluido la pelea cuando surgió la petición para que estos dispuestos guerreros se enfrenten nuevamente.

 Cuando se trata de Pacquiao y Márquez, cuatro peleas no son suficientes. “Si nos dan oportunidad, pelearemos nuevamente”, dijo Pacquiao. “Empecé a sentirme confiado y me descuidé”

Sin embargo, el punto es que Pacquiao estuvo a punto de obtener una gran victoria cuando Márquez le conectó un golpe que lo envió a la lona boca abajo. Se había recuperado de una caída en el tercer round y logró derribar a Márquez en el quinto, se encontraba castigando con la mano izquierda la fracturada y ensangrentada nariz del mexicano.

 Después de tres combates en los que pelearon a distancia, ambos boxeadores se comprometieron a ser más agresivos en su cuarto enfrentamiento.

 Pacquiao terminó pagando el precio cuando trató de cerrar el sexto round con una ráfaga de golpes, esto fue un gran error en contra de un contragolpeador que lo tenía en la mira. “Sabía que Manny me iba a noquear en cualquier momento”, dijo Márquez. “Le conecté un golpe perfecto”.

A Pacquiao, quien no había sido detenido en una pelea desde 1999 en Tailandia cuando pesaba 112 libras, le tomó varios minutos recobrar la conciencia sobre la lona antes de ser llevado al banco de su esquina.

 Se sonó la nariz y miró hacia delante con la mirada perdida mientras que unos 16 mil 348 asistentes que estaban a favor de Márquez gritaban emocionados.

 Fue trasladado a un hospital para practicarle un escaneo cerebral a manera de precaución, luego fue llevado a la suite de su hotel en donde comió con su esposa Jinkee y sus colaboradores, posteriormente vio la repetición de la pelea para detectar los errores que cometió.

FUENTE:dIARIO. MX

redaccion

Competencia de Natación en “Activate en tu Aldea”

Previous article

No tenia caja negra LearJet de Jenny

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

More in Deportes