ColumnistasJAIME RÍOS OTERO

Autodefensa en colonias de Xalapa

0

Prospectiva

Por JAIME RÍOS OTERO

Que las comunidades comiencen a defenderse por sí mismas, con sus propias armas y recursos, omitiendo la participación de los cuerpos institucionales de seguridad, sólo es cosa de tiempo. El fracaso de las policías, el embate cruel de las organizaciones criminales contra las familias, la complicidad descarada que se da entre los delincuentes y los responsables de cuidar de la población, finalmente llevarán a que se dé la autodefensa, tal como ya está ocurriendo o ha pasado en otras partes.

Se lee en cambiodigital.com.mx que “ante la ola de robos y actos delictivos que se cometen en la zona de las unidades habitacionales Lomas Verdes, Las Fuentes y Zippor, los vecinos advirtieron que se harán justicia por propia mano, ya que aseguraron con impotencia que la policía no actúa. “Indignados, un grupo de vecinos iniciaron una campaña para organizarse y advirtieron que si sorprenden a algún ladrón cometiendo un acto delictivo, lo van a atrapar y “que se atenga a las consecuencias”.

La situación que viven aquellos vecinos de la ciudad no es menor. Han sufrido robos, asaltos, saqueos de vehículos, riñas y otras situaciones delictivas; a plena luz del día, ya no se diga en las noches, los vecinos han sufrido ataques de los malandrines. Como ejemplos inmediatos, reportan el de una mujer que fue asaltada frente a su propio domicilio y el de un joven atracado y amenazado con arma blanca para entregar sus pertenencias, ambos en pleno día.

El hecho que detonó la abierta decisión de los habitantes por defenderse, fueron los daños a la escuela telesecundaria Adolfo Ruiz Cortines, que fue atacada en sus instalaciones provisionales, porque su edificio definitivo apenas está siendo construido.

Lo insólito del asunto es que la comunidad se ha cansado de enviar peticiones a las autoridades en demanda de protección, pero los resultados han sido nulos. Los vecinos siguen viviendo en un estado de indefensión absoluta, prácticamente en manos de los delincuentes, como si estuviéramos en un estado real de ausencia de derecho, sin leyes ni instituciones y sin garantías para las personas de bien.

Así es que, los habitantes xalapeños han determinado que no hay mejor justicia que la que ellos, en legítima defensa de la integridad de sus seres queridos, amigos y vecinos, puedan lograr por sus propios medios.

Decidieron incrementar la vigilancia mediante patrullajes y, en caso de sorprender a amantes de lo ajeno, aplicarles el correctivo necesario, sin dar parte a la inepta policía. “Nosotros les aplicaremos la justicia a quienes sorprendamos robando alguna casa o asaltando a alguien, ya estamos cansados de denuncias y de que estos sujetos vuelvan a las calles a hacer de las suyas. Vamos a tomar justicia por nosotros mismos”, afirmaron con indignación los afectados, sin duda recuperando el precepto constitucional que indica que la soberanía reside esencialmente en el pueblo. El gobierno, por supuesto, sigue durmiendo en sus laureles.

Seguramente ocupado en planear la próxima elección estatal, que para eso sí tienen eficacia los recursos públicos, para cooptar la voluntad popular, emplear a las policías a favor del partido de estado y desviar los presupuestos que deberían ser para el combate a la pobreza, hacia las cuentas privadas de los que mandan. Ya se verá el alcance en la estrategia de los vecinos de Las Fuentes, Zipor y Lomas Verdes, pero dé usted por seguro que bajarán drásticamente los ataques de los maleantes en esas zonas de la ciudad, igual como han sido reducidos los índices delictivos en las comunidades que se han organizado en el estado de Guerrero, en Cherán, Michoacán e igual ocurrirá en las que se vayan organizando.

Temas misceláneos *** Enviamos nuestro sincero pésame a la estimada familia Olvera Escobar por el deceso del entrañable compañero y amigo Alberto Olvera Villalba, quien falleció la semana pasada. Especial solidaridad para su hijo Óscar Alberto, alto ejecutivo de la revista Líder. Don Beto Olvera fue de esos hombres de conducta irreprochable; siempre cordial y bondadoso, mesurado aun en los momentos de crisis (y vaya que le tocó enfrentar malas voluntades por razones injustas), jamás perdía la calma. Una de las mejores personas que conocimos a nuestro paso por el Diario de Xalapa, donde se mantuvo por toda una vida, desde los primeros años de la creación de ese medio.  Fue alguien que no necesitó fallecer para ser bueno, puesto que era excelente en la plenitud de la existencia. Un abrazo, Óscar, extensivo para Jerusa y demás seres queridos.

columnaprospectiva@gmail.com

redaccion

“Tú cuidas el toro, nosotros hacemos la fiesta”

Previous article

El Ivec capacita a jóvenes videastas en el Cevart

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

More in Columnistas