ColumnistasJosé Luis Ortega Vidal

Elba Esther y la “roqueseñal” que viene…

0

CLAROSCUROS

PAN/PRD: Songo le dio a Borondongo…Borondongo le dio a Bernabé…

  José Luis Ortega Vidal

(1)   Ha sido tan intensa la jornada informativa del país y del estado de Veracruz en particular durante la última semana que resulta inconveniente abordar todos los temas destacados en un solo artículo.   Más aún, cuando los rubros aludidos se encuentran en proceso y pueden –de hecho deben- ser observados desde la óptica particular -caso por caso- hasta la perspectiva compleja de su conexión.

El encarcelamiento de Elba Esther Gordillo Morales el miércoles 27 de febrero constituye la noticia más importante del año; al menos hasta el momento.   Son muchas las variables que implica un análisis sobre este tema: desde la política, hasta la jurídica; desde la justicia hasta el sentimiento colectivo; desde la histórica –durante 40 años el SNTE, sindicato con la mayor cantidad de agremiados en Latinoamérica, sólo ha contado con dos líderes; uno de los cuales está hoy en la cárcel- hasta la prospectiva del México que viene; entre otras…

  (2)   Un elemento a analizar en torno al “elbazo” –de algún modo hay que llamarle a este suceso- es su nexo con la agenda del Presidente de la República; con los temas pendientes en la agenda del país; con el manejo del poder de parte del PRI y los grupos de interés financiero, político e ideológico que integran este partido.   Ayer, por lo pronto, en la Asamblea Nacional del Partido Revolucionario Institucional  se tomó el acuerdo de “dar manos libres” a legisladores y funcionarios de filiación priista para votar en torno a la Reforma Fiscal que viene.

  En concreto, los estatutos priistas dejan de prohibir que sus militantes apoyen el aumento de impuestos, específicamente del IVA.

En 1995, durante el gobierno de Ernesto Zedillo Ponce de León, el Impuesto al Valor Agregado pasó de 10 al 15 %.   La medida fue tan repudiada por el pueblo que el PRI perdió el poder en el año 2000 a manos del PAN y colocó un candado en sus normas internas: prohibió a sus miembros apoyar un ajuste más en ese tema.

La “roque-señal” -aquella patética imagen del diputado priista Humberto Roque Villanueva moviendo los brazos en calidad de exitosa genuflexión a un rival invisible- marcó la visión de una generación de mexicanos respecto a la clase política que padece México.

  No hubo guerra civil, ni violencia; la respuesta vino en los votos y el PRI obtuvo notablemente menos a partir de aquella decisión; necesaria desde el punto de vista de las finanzas públicas; un agravio, desde la perspectiva de la economía popular.   18 años más tarde y una vez reinstalado en el poder presidencial, el PRI acaba de retomar el argumento de que la Secretaría de Hacienda se dirige al abismo financiero y dado que la próxima elección presidencial será hasta el 2018, el cálculo frío es que la Reforma Fiscal –por definición, anti popular- se puede aplicar en este momento con un cálculo de daños colaterales menores.

  Es decir, se nos volverá a aplicar la “Roque señal” pero el cálculo es que en cinco años se nos quitaría el ardor en salva sea la parte…   Si a esto le añadimos el encarcelamiento de Elba Esther Gordillo como un factor de distracción mediática –al mismo tiempo de ser un evento justo y necesario- tenemos una conexión entre dos sucesos casi simultáneos.

Entre otras consecuencias, el final del cacicazgo de la líder magisterial le ha dado al Presidente Enrique Peña Nieto un nivel de aprobación que rebasa el 8 en una escala del 0 al 10;  según las encuestas que se realizaron de inmediato.

Dicho de otro modo, 8 de cada 10 mexicanos aplaudió que el SNTE se quede –de momento- sin cacique y le acredita esa acción al Presidente.   Haber planteado el tema del aumento al IVA antes de esto habría sido incómodo, molesto, motivo de rechazo incluso dentro del PRI.

Fortalecido el Presidente, con la popularidad que agarró ¿quién le dice que No a Peña Nieto en este momento?   Los priistas, para empezar, saben que eso sería un suicidio político.   Falta ver lo que dicen los votantes porque en Veracruz y en 13 estados más habrá elecciones este año y ante la Reforma Fiscal y el IVA a alimentos y medicinas, ya veremos la reacción de “Juan Pueblo”.

Por lo pronto los diputados y senadores priistas ya quedaron “liberados” de decidir entre un Sí y un No al tema del IVA.   La historia nos dice que el PRI opera por consigna; así que esto de la “liberación” en sentido estricto es una orden; la cual se ejecutará muy pronto en el Poder Legislativo.

  (3)   Otro tema con el que abrió y cierra la semana es la “Alianza Por ti” entre el PAN y el PRD para las elecciones locales.   A la autorización del acuerdo  panista-perredista -otorgada por el Instituto Electoral Veracruzano, el IEV- siguió la impugnación del perredista Daniel Nava -consejero nacional del PRD- a quien respalda en su anti-panismo el Consejo Político Estatal del propio perredismo, encabezado a su vez por Juan Montes de Oca.

Luego, el Tribunal Estatal Electoral –TEE- consideró justa la queja de los perredistas que rechazan la “Alianza por ti” y la echó abajo.   Dirigentes del PAN y el PRD se apoyaron en la Ley y acudieron ante el Tribunal Federal Electoral –el TRIFE- para resarcir sus derechos frente a lo que consideraron una afrenta política y jurídica.   Finalmente, el TRIFE determinó que la “Alianza por ti” es válida y dio –así- la razón a los querellantes.

Eso sí, el tribunal federal ordenó al PRD resarcir el procedimiento que sus propias reglas internas exigen para concretar alianzas.

En pocas palabras  el TRIFE pidió al PRD apegarse a Derecho, en este caso a su propio concepto del Derecho, estipulado en los estatutos que lo rigen como partido.   Según las norma internas del PRD, una alianza con otro partido debe ser aprobada por su Consejo Político Estatal y no sólo por la dirigencia de su Comité en la entidad.   Ayer, en atención a la orden del TRIFE el Consejo perredista sesionó y -dado que fue justamente este organismo el que rechazó buscar el voto junto al panismo- la negativa a la “Alianza por ti” se ratificó.

  Y no sólo eso: ya “enojados” los consejeros estatales perredistas desconocieron la dirigencia en manos de Juan Vergel Pacheco, el líder más entusiasmado con la idea de pactar con el PAN.   En lugar de Juan Vergel, el Consejo Político Estatal del PRD nombró a un tal Sergio Rodríguez.   Ahora bien – y dado que el PRD es un partido antidemocrático, caótico, inestable, irrespetuoso de la Ley pero particularmente de las normas que él mismo crea y juramenta- el día de hoy se llevará a cabo la reunión de otro Consejo Político Estatal.   Y es que los perredistas –faltaba más- no tienen uno, sino dos Consejos Políticos Estatales y en este momento no tienen uno sino dos dirigentes en la entidad.   Más lo que se acumulen esta semana…

  (4)   Songo le dio a borondongo…borondongo le dio a bernabé…bernabé le pegó a muchilanga le dio a buranganda…le hinchan los pies…monina…

redaccion

Bajas ventas en Mercados

Previous article

En Coatzacoalcos y todo el Sur, los daños colaterales de la bomba perredista…

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

More in Columnistas